English 91 399 58 81
Compartir

Damn! I’m Andrés Noceda

6 febrero, 2024

«Me gusta decir que soy diseñador generalista. No me gusta decir que soy diseñador de producto, me gusta hablar de diseñadores como perfiles transversales.»

Definir a Andrés como diseñador en este momento resulta complicado. No se siente cómodo etiquetándose como diseñador de producto; más bien, le gusta pensar en los diseñadores como perfiles versátiles. Se ve como un diseñador en el sentido más amplio de la palabra, evitando encasillamientos. 

Su pasión por el diseño abarca desde lo digital hasta técnicas tangibles, como la serigrafía y la creación de tipografías. Sus raíces en el diseño se remontan al mundo de la publicidad, donde pasó mucho tiempo creando materiales para puntos de venta. Es por ello que no quiere perder esa conexión con la faceta tangible y práctica que a menudo se pierde en la marea y torbellino digital en el que nos encontramos.

En muchas ocasiones se habla de servicios digitales, aquellos que no necesariamente tienen un punto de contacto físico. En el caso de Cabify, Andrés matiza que trabaja con personas que viajan en coche, interactúan con conductores y se desplazan en vehículos. Para él, el automóvil es una interfaz tan importante como la propia aplicación, por lo que considera esencial cuidar cada detalle de esta experiencia. 

¿Cómo es tu día a día? ¿Y el de tu equipo?

El equipo de diseño de Cabify está dividido en tres partes. Tenemos el diseño de marca, diseño de marketing y diseño de producto digital. Yo estoy en esta tercera. 

Dentro de esta área, se encuentra el equipo encargado de la aplicación de Drivers y Riders, herramientas para negocios, Logistics así como otra vertical que se llama Marketplace, transversal a las cuatro anteriores, la cual se encarga del soporte y gobernanza que implica asegurar que tengamos a los mejores pasajeros y conductores en toda la plataforma, ayudándoles a resolver cualquier tipo de duda.

¿Qué metodología utilizas? ¿Cómo ha sido su adaptación en la compañía?

Trabajamos siempre de la mano de un Product Manager, un diseñador, y un Engineer y su equipo. Conformamos los equipos para hacer cualquier tipo de iniciativa. Como metodología, utilizamos una propia llamada Surface.

Frente a una iniciativa, planteamos una planificación con sus respectivas tareas y se identifica si es Surface 1, 2 o 3. Estos niveles implican el impacto que tiene dicha iniciativa en el usuario final. Es decir, si tiene impacto en el proceso de pedir un viaje, en la información que se le ofrece sobre el viaje, o en información genérica, respectivamente. Es algo bastante simple pero que nos ayuda a saber quién está dentro de la iniciativa, qué tareas tiene y qué fechas manejamos.

¿Qué procesos optimizarías?

Sí, hay una cosa que para mí es clave, en especial cuando trabajas con muchas personas en remoto y asíncrono, ya que parte del equipo está en otras franjas horarias como LATAM, es la documentación.

Desde mi punto de vista, es crucial en los proyectos, desde una buena definición, a todo lo que va sucediendo en ese proyecto hasta el cómo se hace una entrega. Además debe ser escalable ya que puede ser para desarrollo, pero también para marketing, cómo hacer un microsite o una comunicación de esa iniciativa que estás trabajando. Sin duda debe estar incluido. 

Por otro lado también es importante definir bien los canales con los que se comunica esta documentación. Muchas veces hay un canal de Slack, pero no está actualizado, lo cual hace que se pierda contexto y lleve a la confusión.

«TENEMOS QUE MANTENER EL KNOW-HOW DE LOS EQUIPOS, POR ELLO HAY QUE DOCUMENTAR COMO SI TE FUERA LA VIDA EN ELLO.»

Andrés Noceda
Principal Product Designer en Cabify

¿Cómo os enfrentáis a la omnicanalidad en Cabify?

Dentro de los procesos de soporte, hacemos que nuestros usuarios puedan contactar con nosotros de varias formas, desde la plataforma, por una llamada o por chat. Nos enfrentamos a ello intentando priorizar la criticidad de estos tipos de contacto y entender cuál es su nivel de frustración, de incertidumbre y decidir el tiempo y tipo de respuesta. No es lo mismo que una persona te contacte porque ha perdido el móvil en un coche, que se le haya cobrado mal un viaje, o que no se haya aplicado un descuento.

En cuanto a la omnicanalidad como marca, gran parte de nuestro presupuesto de marketing va a medios, por tanto tenemos presencia en muchas plataformas, en muchos países, y nos dirigimos a una infinitud de públicos. Con la ayuda de Figma y plugins construimos una herramienta interna para poder hacer el contenido de campañas. Esto nos permite automatizar la generación del contenido y poder dedicar los recursos a la creatividad, la estrategia y captar público de una forma eficaz y eficiente.

¿Qué esperas del Damn!? 

Espero conocer gente del sector y pasar un buen rato. Me interesa mucho conocer a otros perfiles que, aunque hayamos estudiado lo mismo o trabajado en proyectos parecidos, tienen una trayectoria e historia diferente de la que seguro puedo aprender. 

Esta diversidad en el diseño es buenísima, todo el mundo antes quería ser UX, UI o Product Designer, pero se puede diseñar producto de muchas formas. Muchas veces pensamos en el diseño como hard skills o herramientas, pero yo soy más humanista, me gustaba más la rama de diseño de servicios, el cómo las personas interactúan entre ellas aunque haya interfaces digitales y físicas de por medio.

Descúbrelo en Damn! I'm Product Designer

¡No me lo pierdo!

También te puede interesar

  • Damn! We’re Ángeles y Mariana

    #Damn Entrevistas

    13 febrero 2024

    “La clave está en hacer ver que podemos mejorar sus ideas y que la colaboración estratégica es fundamental.”

  • Damn! I’m Miguel Tafur

    #Damn Entrevistas

    11 febrero 2024

    “Medir el impacto de los cambios a través de datos.”

Suscríbete a nuestra newsletter